Tradición Musical: Misas de Gozo en Albox

Las coplas de las Misas de Gozo son cantos de muy marcado sabor navideño y, de hecho, se practicaban durante una serie de misas que daban paso a esta gran fiesta religiosa y civil. Existió en la península durante todo el medievo una muy difundida costumbre religiosa de misas con su advocación y su rito específico y que en su mayoría respondían a lejanos recuerdos de misas y de actos religiosos paleocristianos. La mayoría de estas misas “autóctonas” fueron suprimidas por el concilio de Trento que prohibió su práctica, pero el concepto de esas misas específicas siguió siendo impuesto en los reinos cristianos, a medida que eran reconquistados, con un carácter marcadamente penitencial. Estos cantos (no sabemos si con melodías y ritmos idénticos a los conservados en la actualidad) o cuanto menos la existencia de estos ritos está suficientemente documentada entre el maremagnum de informes, memoriales, órdenes y un largo etcétera que generó la complicada situación militar, política y social de la conquista del Reino de Granada.

Los villancicos son una forma alegre de celebrar el nacimiento de Jesús y una costumbre que se remonta al siglo XIII o quizá antes. Villancico quiere decir canción de villa y en sus orígenes sirvió para registrar la vida cotidiana de los pueblos. Fue muy popular en España en los siglos XV y XVI, y en Latinoamérica se conoció desde el siglo XVII.

Algunas de las melodías europeas de los villancicos, formaron parte de los misterios y representaciones teatrales medievales del ciclo de Navidad.

Cuando se prohibieron en los templos, quedaron como cantos sueltos que se ejecutaban con motivo de esta celebración. Los villancicos pronto se trasladaron del pueblo a la corte y en los siglos XV y XVI se convirtieron en las composiciones poético-musicales profanas más interpretadas.

Será en el siglo XVIII cuando aparezcan los primeros villancicos populares en Albox con la llegada de los franciscanos al Hospicio de la Loma. De todos es sabida la vinculación que tiene la orden franciscana con la Navidad, pues se atribuye a San Francisco de Asís la creación del primer Belén. Los franciscanos fueron los primeros en celebrar las populares Misas de Gozo en Albox. Estas misas se celebraban al alba sobre las seis de la mañana, y se prolongaban durante los nueve días previos a la Noche Buena, en la que se celebra la Misa del Gallo, simbolizando los nueves meses de gestación previos al nacimiento del Niño.

Las Misas de Gozo en su origen estaban ambientadas por las cuadrillas que entonaban cantos de muy marcado sabor navideño. Con el paso del tiempo estos cantos navideños dieron paso a las primeras composiciones de villancicos autóctonos, los cuales se han ido pasando de padres a hijos, incorporándose durante todo este tiempo nuevos villancicos.

Desde el siglo XIX el nombre ha quedado exclusivamente para los cantos populares que hablan del misterio de la Navidad y se cantan con acompañamiento de instrumentos musicales populares. El villancico tiene modificaciones porque se va refiriendo a los elementos que intervienen en la fiesta como son: el Niño, la Virgen María, San José, los Magos de Oriente, los pastores, la mula, el buey, la estrella, el portal, el pesebre o la cuna.

Cuadrilla musical de Albox interpretando Misa de Gozo:

Ntro. Padre Jesús Nazareno. Huércal-Overa

Una obra de arte es un producto que transmite una idea o una expresión sensible. Se trata de la creación que plasma la intención de un artista. En Huércal-Overa encontramos una excepcional obra de imaginería religiosa: Nuestro Padre Jesús Nazareno. Esta imagen es titular de la Real y Venerable Cofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno, Stmo. Cristo de la Misericordia, María Stma. de la Esperanza y Ntra. Sra. de la Amargura, popularmente conocida como el Paso Morado de Huércal-Overa. La sede canónica de la Hermandad es la Capilla de Ntro. Padre Jesús Nazareno, que se encuentra adosada a la Iglesia Parroquial Ntra. Sra. de la Asunción. Esta imagen procesiona el Miércoles Santo y en la mañana del Viernes Santo para subir al Calvario. El nombre popular de paso morado proviene del color de sus vestimentas al procesionar por las calles de la localidad. En la mañana del Viernes Santo, Huércal-Overa recrea la que puede ser la más antigua y hermosa de sus tradiciones. Desde hace más de 250 años, los huercalenses, independientemente de la Hermandad a la que pertenezcan, se unen por la devoción y la fe, para acompañar en esta mañana a la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno en su subida al Calvario. Al contrario que el resto de procesiones de la Hermandad, la del Calvario tiene un carácter netamente popular. Durante el transcurso de la procesión, los devotos olvidarán temporalmente su condición de blancos, negros o morados, para ser simplemente fieles que acompañan a Cristo, reflejado en la imagen del Nazareno.

En el año 1.986 las procesiones de Huércal-Overa fueron declaradas de Interés Turístico Nacional dado el esplendor y solemnidad de las mismas.

La Hermandad de Ntro. Padre Jesús Nazareno (Paso Morado) se fundó el 13 de abril del año 1765 cuando un grupo de fieles de la villa decidieron su creación para rendir culto a la imagen de Ntro. Padre Jesús Nazareno. Según datos del Archivo Parroquial D. Juan Antonio Marín encargó al célebre escultor murciano Francisco Salzillo la realización de la imagen de Jesús Nazareno, que llegó a Huércal-Overa en Marzo de 1745 y el que ordenó la contrucción de la Capilla para rendir culto a dicha imagen la cual se encuentra adosada a la Iglesia Parroquial Ntra. Sra. de la Asunción. El día de S.Juan Bautista de 1.749 se dispuso solemnísima procesión para trasladar la imagen a dicha Capilla u Oratorio.

EFEMÉRIDES

  1. D. Juan Antonio Marín, Beneficiado de la Parroquia de Huércal-Overa, idea la construcción de la Capilla de Ntro. Padre Jesús Nazareno. El 24 de Octubre comienzan las obras de construcción de la Capilla.

1741-1745. Se encarga a Francisco Salzillo la realización de la imagen de Ntro. Padre Jesús Nazareno.

  1. El 30 de Marzo, la imagen de Ntro. Padre Jesús Nazareno llega a Huércal-Overa desde Murcia.
  2. El día de San Juan Bautista, la imagen de Ntro. Padre Jesús es llevada en procesión a la Capilla.
  3. Se erige canónicamente la Hermandad de Ntro. Padre Jesús Nazareno.

La imagen de Ntro. Padre Jesús Nazareno es una obra del insigne escultor murciano Francisco Salzillo y Alcaraz, que data de mediados de la década de 1740, considerada una de las mejores obras  realizadas por el autor en dicha época. Se trata de una imagen de vestir, tallada en madera de ciprés, con pelo natural y una altura de 165 cm.

La imagen posee tallados y policromados el rostro, cuello, parte superior del torso, las manos, los brazos, aproximadamente hasta la mitad del antebrazo, y las piernas. El resto del cuerpo está modelado, pero no policromado. La imagen porta la cruz sobre el hombro izquierdo y posee articulados los hombros y los codos. El rostro, ligeramente inclinado hacia la derecha, muestra unos rasgos cuidadosamente tallados, con los ojos de cristal y levemente cerrados, dirigidos hacia el espectador que lo contempla desde abajo; muestran una mirada dulce y compasiva. La nariz es recta y finamente modelada, ligeramente pronunciada y con ciertos rasgos semíticos. La boca presenta unos labios bien dibujados y está ligeramente entreabierta,  representando un suspiro a causa del esfuerzo y el dolor. La boca está rodeada por una barba cuidadosamente tallada, que cubre la parte inferior del rostro desde las orejas hasta la barbilla, donde se vuelve más tupida y muestra una leve bifurcación y apariencia de trenzado, propia de los maestros judíos. Asimismo, sobre el labio superior, se observa un fino bigote que se extiende hacia los pómulos y enlaza con la barba ligeramente por debajo de la comisura de los labios.

Las manos, a la vez delicadas y poderosas, se muestran ligeramente curvadas hacia el exterior por las muñecas, con los dedos flexionados de forma circular, en actidud de asir el patibulum de la cruz. Están talladas con un elevado realismo anatómico, con una gran profusión de detalles que resaltan el esfuerzo realizado por Cristo al cargar el madero camino del Gólgota. En cuanto a las piernas, se encuentran talladas y policromadas por completo, desde los pies hasta la parte superior del muslo, donde se unen al tronco de la imagen. Se colocan en posición andante, con una zancada abierta. La pierna izquierda se encuentra adelantada, con el pie firmemente apoyado en la peana, mientras que la derecha se presenta más retrasada, con el pie levantado exceptuando la punta, en actitud de dar un paso adelante. Ambas piernas presentan magulladuras en las rodillas, como testimonio de las caídas de Cristo en su camino al calvario y diversas heridas como reflejo de la flagelación. Por último, en cuanto a la policromía, en general predominan los tonos pálidos, propios de quien ha perdido bastante sangre. Asímismo, en toda la imagen se aprecian moratones, arañazos y regueros de sangre como consecuencia de los diversos padecimientos sufridos por Cristo durante la Pasión.

Trono de Ntro. Padre Jesús Nazareno

El trono actual de Ntro. Padre Jesús Nazareno es obra del artista sevillano Antonio Martín Fernandez, realizada en el año 1968 para sustituir el que hasta entonces había servido para portar la imagen. El dorado corrió a cargo del también sevillano Luis Sánchez Jiménez. Se trata de una obra de líneas netamente barrocas, con motivos vegetales y diseñada a imagen de la canastilla del paso de Ntro. Padre Jesús de la Sentencia, de la Hermandad sevillana de la Macarena. A lo largo del canasto se distribuyen seis cartelas en madera tallada y policromada con escenas relativas a la pasión y a la vida de Cristo: dos en cada lateral, una en el frontal y otra en la trasera.

En las esquinas del trono se encuentran cuatro relicarios en metal plateado y repujado, que cobijan imágenes de los cuatro evangelistas. Estos relicarios van escoltados por dos querubines en madera tallada y policromada.

Los cuatro varales fueron realizados en la localidad Cordobesa de Priego de Córdoba. Están realizados en madera de cedro con los cabezales tallados y dorados. La iluminación del trono se logra mediante seis candelabros de guardabrisas, cuatro ubicados en las esquinas y dos centrales. Los candelabros son de estilo barroco y su diseño presenta motivos vegetales y florarles, en consonancia con el resto del paso, realizados en madera tallada y dorada por el artista cordobés José Carlos Rubio Valverde, en el año 2008. Los cuatro candelabros de las esquinas cuentan con siete luces cada uno, mientras que los dos candelabros centrales cuentan con cinco luces cada uno. Entre los años 2007 y 2008, el trono se restauró y volvió a dorar en los talleres de José Carlos Rubio Valverde, en Córdoba. Va portado por 54 horquilleros.

Imágenes en el recuerdo: http://www.pasomorado.org/index.php/descargas/galeria-de-imagenes/en-el-recuerdo

Cortejo: http://www.pasomorado.org/index.php/cofradia/procesion-general/cortejo

Cofradía: http://www.pasomorado.org/

Jacinto Díaz Navarro – IES Algazul – CEIP Llanos de Marín (Roquetas de Mar)

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies